lunes, 31 de octubre de 2011

Hasta el infinito*

Decidle que sí a la oportunidad, decidle que sí a la esperanza, que sí al infinito. Decidle que no al llorar, al estar triste, decidle que no al fondo. Seguid vuestro camino, no miréis atrás, porque no podemos arrepentirnos una vez hemos empezado, porque no se puede pensar en el pasado. Todos hemos vivido unos presentes preciosos, pero ahora son ya parte de nuestro pasado, y sólo nos queda vivir lo que antes era nuestro futuro, lo que ahora es el momento; "Carpe diem" decían, y cuanta razón tenían. Porque no he estado allí, pero sé que como en Ikea allí no hay monstruos ni cosas raras. No hay más que seguir las baldosas amarillas, o la segunda estrella a la derecha y todo recto hasta el amanecer. No importa. Está lejos, lo sé, pero me da igual. Abrid vuestras alas, olvidaos del polvo de estrellas, esta vez no hace falta; pero meted vuestros sueños en la maleta, meted vuestros recuerdos en un cajón y dejad que vuestros secretos vayan de la mano, para que no lo sean nunca más. Nos vamos de viaje. Siempre he creído en el destino, en que lo que tuviera que pasar, pasaría, pero igual que eso, siempre había pensado que todos éramos más fuertes, no me hagáis cambiar de idea. Qué mal sabe la decepción, ¿podéis oírme? Estéis donde estéis, escuchadme, sentidme. Decid todo aquello que nunca dijisteis, no importa si tiene sentido o no, "Qué vivan los idiotas que nos hacen reír" ¿no?... Tampoco importa si pensáis antes de decirlo o si decís dos palabras, porque las frases cortas a veces son las más bonitas. Olvidaos de lo que diga la gente, porque no vais a encontrar la esperanza en un libro, no vais a encontrar una sonrisa escondida debajo del dinero, no una verdadera sonrisa. A lo mejor es miedo lo que nos mueve, ¿quién sabe? O un exceso de ignorancia, de inocencia. No quiero pensar en ello, sólo quiero ser feliz. Por favor, no lo tiréis todo por la borda, no os rindáis, seguidme hacia mi infinito. Vayamos juntas al fin del mundo. Aunque haga frío, calor, llueva, truene o nieve. Aunque esté lejos y tengamos que cruzar todos los océanos y atravesar todas las nubes. Burlémonos de la vida.
*y más allá.

Detened vuestros relojes en el presente.ºº Porque el infinito no es más que eso. El presente ahora. El futuro ayer. El pasado mañana. Nuestro sitio siempre.